El sistema inmunitario juega un papel decisivo en la protección de nuestro organismo. Podríamos referirnos a él como una red muy compleja de células y moléculas que trabajan conjuntamente y están muy bien organizadas que combaten contra sustancias nocivas, patógenos y participa en la cicatrización de heridas y tejidos dañados. Trabaja tan eficientemente que no somos conscientes de que está actuando durante todo el día protegiéndonos de miles de microorganismos que nos rodean y pueden hacernos enfermar. Con este post vamos a descubrir qué mecanismos tiene nuestro cuerpo para defenderse y cómo podemos ayudarle, además te presentamos un nuevo producto de la mano de la línea Estado Puro Lactoferrina inmuno C+D, especialmente desarrollado con vitaminas C y D que ayudan al funcionamiento normal del sistema inmunitario.

En primer lugar, para poder saber cómo podemos cuidar de nuestras defensas tenemos que entender qué es el sistema inmunitario y cómo actúa. El sistema inmunitario es la protección que tiene nuestro organismo frente a los antígenos o patógenos y se encarga de reconocer lo propio o no propio creando una respuesta inmune. Por ello, es muy importante que cuidemos de él. Nuestro sistema inmune dispone de 2 tipos de respuesta principales de protección complementarias entre sí:

  • Respuesta primaria: compuesta por nuestra piel y secreciones (glándulas sudoríparas, glándulas sebáceas, cilios de la nariz y mucosas, lágrimas, jugo gástrico, microbiota intestinal…). Es la primera barrera de defensa de nuestro cuerpo con la que se encuentran estos antígenos o patógenos cuando quieren entrar en nuestro organismo e infectarnos. Reacciona de una manera inespecífica y rápida. Constituye una barrera muy importante de defensa ya que gracias a ella podemos defendernos de las sustancias nocivas para que no puedan crear un daño en nuestro cuerpo.
  • Respuesta celular: pese a que nuestra primera barrera actúa de una manera muy eficaz, hay veces que las sustancias agresoras la superan y son capaces de entrar en nuestro organismo y ahí es cuando entra en acción nuestra barrera celular. Se trata de una serie de células (denominadas células inmunitarias) que cuando perciben que algo externo no propio ha entrado en el organismo empiezan a reaccionar de una manera específica creando una serie de acciones para poder atrapar al antígeno y eliminarlo.

 

¿Cómo podemos apoyar nuestro sistema inmunitario?

Dieta equilibrada y variada

Son muchos los estudios que demuestran que el tipo de alimentación está estrechamente relacionado con el sistema inmunitario y es que la alimentación es la base de nuestra salud. Un aporte de energía adecuado a nuestras necesidades y de micronutrientes es esencial.

 

Descansar

Mantener el ritmo circadiano es tan importante como nuestra alimentación. Los ritmos circadianos pueden influir en algunas funciones corporales y para la salud como en la secreción hormonal, los ciclos de sueño-vigilia, los hábitos alimentarios y la digestión, entre otras. Un número de horas de sueño reparador favorece un óptimo funcionamiento de nuestro sistema de defensas.

 

Estilo de vida activo

Tener una actividad física activa ayuda a mantener una buena salud, un mejor estado físico y un bienestar mental, y debería formar parte de nuestra vida de forma regular y pautada (pasear, montar en bicicleta, correr, nadar, etc)

 

Controlar el estrés

El cortisol es la conocida hormona del estrés que nuestro cuerpo produce de una manera autolimitante en situaciones de alarma. Lo que ocurre es que cuando el factor que produce el estrés está siempre presente, es muy difícil controlar la producción de cortisol y se produce en exceso creándonos un estrés prolongado que puede afectar también a nuestro sistema inmunitario.

¿Qué es Lactoferrina Inmuno C+D?

También tenemos la opción de complementar la dieta normal con fuentes concentradas de nutrientes. Estado Puro presenta una fórmula exclusiva concentrada con Vitaminas C y D que ayudan al funcionamiento normal de nuestro sistema inmunitario, con la calidad, pureza y máxima concentración que caracteriza cada referencia de esta línea, reforzada con Lactoferrina.

LACTOFERRINA INMUNO C+D, es un complemento alimenticio a base de lactoferrina y vitaminas C y D. La lactoferrina es una proteína perteneciente a la familia de las transferrinas que se encuentra de forma natural en las secreciones de los mamíferos (en mayor concentración en el calostro).

Contiene vitaminas C y D que contribuyen al funcionamiento normal del sistema inmunitario.

Además la vitamina C contribuye a:

  • Al funcionamiento normal del sistema inmunitario durante el ejercicio físico intenso y después de este.
  • A la formación normal del colágeno para el funcionamiento de los vasos sanguíneos.
  • A la protección de las células frente al daño oxidativo y ayuda a reducir el cansancio y la fatiga.

Se presenta en un bote de 30 cápsulas vegetales y se recomienda la toma de 1 cápsula al día, preferentemente alejada de las comidas.

 

Ya sabes, #RECARGATUSDEFENSAS con Tongil de manera saludable

Propiedades saludables autorizadas en el Registro Europeo nº 432/2012 o inscritas en el Registro de la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA).

** Los complementos alimenticios no deben usarse como sustitutos de una dieta equilibrada ni de un modo de vida sano. No superar la dosis recomendada. Mantener fuera del alcance de los niños. Para satisfacer las necesidades nutricionales es importante seguir una dieta equilibrada y variada y un estilo de vida saludable.